Listin Diario Logo
14 de agosto 2018, actualizado a las 01:01 a.m.
Suscribete al Listin Diario - News Letter
*
Santo Domingo
Clima Actual22ºC28ºC
La Vida domingo, 12 de agosto de 2018
0 Comentarios

ATENCIÓN ESPECIAL

Buena educación para ellos también

  • Buena educación para ellos también
Carmen Guzmán
Santo Domingo

Todos los niños tienen derecho a la educación. Incluso aquellos que nacen con ciertas discapacidades físicas, necesitan recibir el pan de la enseñanza respetando su nivel de aprendizaje.

A pesar de los avances en el sector educativo que tiene el país, son pocos los centros que se encargan de aportar los recursos tangibles e intangibles para que esa parte de la niñez dominicana adquiera por lo menos una alfabetización básica temprana.

Aunque la mayoría de los padres de niños que nacen con situaciones especiales -Síndrome de Down, sordomudos, con discapacidad visual o física, o bien con alguna condición en su desarrollo cerebral- optan por inscribirlos en escuelas con otros niños de su misma edad pero no de su misma condición, existen varias instituciones que prestan sus servicios exclusivo para niños con estas condiciones.  

Sordomudos

La Escuela Nacional para Sordomudos se fundó en 1966 por una pareja de esposo y en colaboración de padres y personas de buena voluntad que sintieron la necesidad de tener en el país una institución que velara por la educación de los niños y jóvenes que tiene discapacidad auditiva.

Entre los talleres que imparten se encuentran: peluquería en todos los niveles, Informática, Educación Ambiental, reparación de electrodomésticos, Electricidad básica, Plomería básica, contabilidad básica, bisutería, tapicería, lencería del hogar, Cortinas y cenefas, Fotografías, Danzas y Teatro y actuación.

Actualmente esta institución cuenta con nueve extensiones distribuidas en diferentes municipios del país: Santiago, Puerto Plata, La Vega, San Francisco de Macorís, Barahona, San Cristóbal, Baní, La Romana e Higu¨ey.  

Discapacidad visual

En el momento en que Luis Braile creó y patentó el Método Braile, revolucionó la forma de aprendizaje para aquellos que nacían imposibilitados de visión. Y al pasar del tiempo nuestro país cuenta con una escuela que se encarga de ayudar aquellos niños y adolescentes que nacen con esta discapacidad.

El Centro Nacional de Recursos Educativos para la Discapacidad Visual Olga Estrella lleva aproximadamente 40 años de funcionamiento, con capacidad para alrededor de 500 estudiantes. Al igual que la escuela para Sordomudos, esta se encarga de proveer la educación básica para los alumnos, en especial la lectura mediante el método Braile.

Aquí se utilizan los mismos libros de textos que provee el Ministerio de Educación pero son impresos nuevamente en Braile de manera que los estudiantes puedan leerlos.  

Síndrome de Down y otras condiciones

En Los Mina hay un lugar para ellos también. En esta localidad del Santo Domingo Oriental se encuentra ubicada la Escuela de Educación Especial San Lorenzo de Los Mina.

Allí se reciben niños desde los cincos años de edad con Síndrome de Down, discapacidad auditiva, físico motora y baja visión. Su misión es otorgarle por los menos las primeras enseñanzas en los niveles inicial y básico del sistema educativo.

Además, imparten cursos y talleres como ebanistería, belleza, cerámica, costura y manualidades, ayudándolos no solo a que aprendan a leer y escribir sino algún otro oficio. Mediante este aprendizaje los muchachos elaboran juegos de cortinas para baños y cocina, uniformes escolares y esculturas de barro y yeso las cuales sirven como sustento económico del centro.

La institución tiene capacidad para 400 estudiantes aproximadamente y lleva más de 40 años formando niños especiales.

FUNDACIÓN Y ESCUELA

El pasaje bíblico de Gálatas 5:22-23 dice: “Más el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley”. Estas palabras adornan las paredes de la Fundación Casa de Luz, una entidad sin fines de lucro que se encarga de ayudar en la educación y bienestar de niños con discapacidades físicas, parálisis cerebral, hidrocefalia, síndrome de Down, entre otras.

Este centro alberga en su edificio niñas y niños que han sido abandonados en los hospitales o bien dejados en la puerta de la fundación.

Reciben donaciones que se han hecho eco de la causa con la que ellos trabajan, sin embargo están siempre prestos a recibir más ayuda.

Aquí se les enseña a los pequeños a leer y escribir como base de todo aprendizaje, atendiendo a la condición de cada uno. Está ubicada en el kilómetro 18 de la autopista Las Américas.  

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario
Contraseña

Descubre