PERCEPCIÓN PERSONAL

Danilo Medina, presidente idóneo para enfrentar los problemas del Sur

Braiton Figuereo Reyes
Tamayo, Bahoruco

Qué falta nos hacía a los habitantes del sur, un presidente de nuestra zona, que conozca realmente nuestras necesidades, que no son pocas.

Los sureños nunca habíamos visto a un presidente de nuestro país visitar tantas veces, en tan poco tiempo, las zonas de la República más abandonadas por nuestros anteriores mandatarios.

Y no, no piensen que estoy halagando al presidente por intereses partidistas, porque personalmente, como he dicho una y mil veces, los políticos me parecen todos iguales, independientemente el color al que representen; pero éste presidente, a diferencia de su antecesor, se interesa realmente por los "abandonados del sur".

Esperemos que una vez terminadas sus visitas, el presidente se ponga manos a la obra y resuelva o por lo menos lo intente, ya que los anteriores ni siquiera trataron de solucionar los problemas o parte de ellos que tenemos en el sur; que le de solución de una vez por todas al problema del Lago Enriquillo, que le de prioridad a la presa de Monte Grande, etcétera.

Nuestro presidente sabe o quiero pensar que lo sabe, que los sureños una vez terminamos de estudiar, tenemos que dejar nuestra casa, nuestros pueblos y ciudades para ir a la capital u otras provincias a buscar trabajo, ya que por nuestras provincias apenas hay donde trabajar. Queremos que el presidente incentive a las grandes empresas del mundo a que se instalen en el país, y si es en el sur mejor, que se construya un buen puerto de carga y descarga en cualquiera de las provincias del suroeste, que se alargue la autopista hasta la frontera con Haití.

Todos los sureños, que en su mayoría somos personas de pocos recursos, siempre decimos que las dos mejores profesiones que existen en la República Dominicana son, y que me corrijan si me equivoco, "ser hijo de" o "salir del país".

Los dominicanos en general y los sureños en particular, no queremos salir del país a buscar trabajo fuera, los sureños no queremos ir a otras provincias a trabajar una vez terminados nuestros estudios; si ya podemos estudiar en la UASD sin salir del sur, con su extensión de Barahona, porqué una vez terminada la carrera, tenemos que abandonar a nuestra familia para poder ganarnos el pan.

Espero y deseo, o mejor dicho, esperamos y deseamos que el Señor Presidente, actúe de inmediato para "salvar" el sur del país, ya que si éste, que es sureño, no lo hace, realmente estaremos perdidos.