Listin Diario Logo
05 de diciembre 2016, actualizado a las 12:32 a.m.
Suscribete al Listin Diario - News Letter
*
Santo Domingo
Clima Actual24ºC32ºC
Religión/Senderos domingo, 03 de mayo de 2015
0 Comentarios

SENDEROS

¡El anverso de la moneda!

  • ¡El anverso de la moneda!
Lesbia Gómez Suero

En una ocasión unos individuos se le acercaron al Maestro Jesús y le preguntaron: “¿Es lícito dar tributo al César?” Y tomando Jesús una moneda donde estaba grabada la figura de César Augusto  les contestó: “... Dadle al César lo que es de César y a Dios lo que es de Dios...”.

Esto nos da una confirmación de las pruebas que debemos superar. César es la augusta corriente materialista (dinero) al que a diario nos identificamos e involucramos el alma  y por ende la sanidad interior. Comprometiendo en consecuencia  la dignidad y probidad  del ser por lo vano y transitorio de su naturaleza cambiante.  César también es el efecto  del mundo que causa dolor, cuando sus atracciones doblegan con delirio sofocante a los sentidos en pos de su disfrute y gratificación con egocéntricos deseos.

La naturaleza en todo esto nos impele a reconocer  que existen deberes y leyes en el mundo  las que se deben honrar, como son pagos de impuestos por servicios,  los que sustentan el erario público para mantener la infraestructura del estado en beneficio de los ciudadanos; y eso fue lo que reconoció Jesús, y con fuerza manda a cumplir con ellos. Ahora bien ¿Cuál es anverso de esa moneda? El anverso fue: “ÖDad a Dios lo que es de DiosÖ” El aspecto a que se refiere Jesús de Dios  es reconocer los talentos que nos entrega  y ponerlos a trabajar en interés de contribuir al desarrollo del amor en nosotros y en la humanidad. A dispensar ese amor con servicios y obras al prójimo. A honrar con devoción  su nombre sobre todas las cosas. Por ello enfatizaba “No se puede servir a dos dioses” y fue claro y contundente, Dios debe ser lo más importante en nosotros, viéndolo en todos nuestros asuntos, y este último es el desarrollo integral que es parte del contexto y programa humano divino, la verdadera simbiosis y equilibrio en el ser.

Cabe entonces señalar, que ese  desarrollado  consciente es capaz de anular los efectos dañinos del augusto mundo del César materialista; ayuda y facultad para trascender las personalidades de la conciencia inferior o ego a las altas esferas o dimensiones del Yo Superior; y por tanto le permite al hombre  desahogarse de las presiones que  lo sojuzgan con dolor y lo precipitan al sufrimiento,  al recibir como efectos,  al separarse de las esencias de los valores humanos y espirituales  que es donde se sostiene  la Verdad, el Amor, la Paz,  la Rectitud y la No-violencia.

Por tanto, es hora ya de elegir: ¿Estamos con César o con Dios? la decisión es urgente, el tiempo apremia; porque la conciencia actual está en una de sus etapas más cruciales (Era de Kali Yuga) el máximo nivel de materialismo e inversión de valores, con lo cual ya es imprescindible salir del ostracismo, oscuridad y efectos de la ignorancia. Y con ello entonces, ser electivo a disfrutar del Cielo que en integración  con el mundo se  harán  paradigmas  al poder discriminar con sabiduría “Lo real de lo irreal, lo verdadero de lo falso”.

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario
Contraseña

Más en Religión/Senderos

    Descubre