Puntos de vista 21 Febrero 2013
Comentarios 4 - último digitado en 21 Feb a las 9:50 PM
Tamaño texto
ORLANDO DICE...
La impresión del caso Bahía de las Águilas
Compartir este artículo
Orlando Gil
orlandogil@codetel.net.do

BUENAS INTENCIONES.- No hay dudas de que el presidente Danilo Medina quiere hacer las cosas bien, pero de tanto repetirse suena a cliché el dicho que de “buenas intenciones está lleno el camino del infierno”. La reunión con los directores de medios estuvo bien, porque se dice de viejo que hablando se entiende la gente, y además, porque fueron unas relaciones públicas directas y personales que puede aprovechar en el futuro. Si su gestión es transparente, no puede decirse lo mismo de su trato con la prensa, que es cerrado. Ese cara a cara era conveniente, pues su administración no tiene quien haga ese trabajo de recoger y facilitar informaciones. Ahora bien. Talvez el tiempo no fuera el correcto, puesto que se tenía la idea de que Bahía de las Águilas era un caso cerrado. De que se había escogido la vía menos mala, o más rápida, para incorporar la zona al turismo. Era ñsi se quiereñ una versión de playa de “el fin justifica los medios”. La legalización del fraude era un mecanismo contranatural, pero ante la realidad de una justicia lenta, hubo que ceder...

AHORA ¿DE CERO?.- La impresión que se tiene ahora es diferente. Nada está resuelto, el caso no está cerrado, y puede presionarse de todas las formas posibles para que el proyecto sea reformulado. Bien, ganó la opinión pública. Aparentemente. Sin embargo, en política las cosas no son tan simples, ni tan inocentes y mucho menos tan inofensivas. El presidente Medina, no hay dudas, está haciendo su tarea, y si la está haciendo, es porque los funcionarios del área no hicieron la suya. El primer conversatorio dejó mucho que desear, y fue evidente que el Consultor Jurídico no participó de buenas ganas. César Pina Toribio dio la sensación de un pez fuera del agua y sus respuestas no fueron precisas. O peor. No conocía la materia, o no la había aprobado, y si no la conocía ni la había aprobado, sencillo: no había sido consultado. Dicen que ese manejarse por fuera es uno de los rasgos del nuevo estilo, y ese centralismo podría verse por ahora como una virtud, pero más tarde ser un elemento de perdición. Si se ocultan los negocios a los propios ¿qué pueden esperar los extraños?...

¿CAMBIO DE ÁNIMO?.-  Estas apreciaciones deben hacerse porque en un momento el presidente Medina asumió toda la responsabilidad del proyecto. Como si fuera cosa suya y no hubiera lugar a los consabidos cuestionamientos. El frenar ahora significa que no las tenía todas consigo, y que podría cambiar de ánimo y el entusiasmo inicial irse al suelo. Se sabrá de cara al futuro que sus decisiones no son definitivas, y que si se le muestra la otra cara de la luna, puede recogerse o enmendar. El problema es de consecuencia. ¿Quién lo convenció de que esa era la salida más inteligente? Todavía no pone un huevo, pero la gallina sí cacareó. La situación nunca fue fácil, puesto que la reacción de Hipólito Mejía fue huidiza, y Miguel Vargas, que conoce el negocio inmobiliario, aceptó esa vía como la más práctica. La oposición política fue tomada de sorpresa y no tenía una respuesta elaborada o que por lo menos fuera mejor que la del gobierno. La resistencia, por tanto, se da en otras instancias, y es justo preguntarse si el presidente se  guiará por esas antenas...

UNA EXCUSA BUENA.- No hay dudas de que ahora su autoridad está comprometida más que antes, pues las deficiencias detectadas o que hubiera necesidad de hacer consenso en instancias ajenas, obligan a reconsiderar, si no el proyecto, por lo menos la forma en que fue aprobado. Aunque el impasse de los medios, ya no solo da tiempo, sino también espacio. El gobierno puede jugar al bribón y usar la presión de la calle, o de los grupos organizados, o de la opinión pública, para zafarse del trato. Los sujetos del fraude, los que se guarecen en los tecnicismos jurídicos, están viendo lo mismo que el gobierno. Que la reacción de la gente no es la mejor y que el negocio no puede ser tan inocente. Que ellos no son las ovejas, sino los lobos. ¿Puede el presidente Medina tomar más riesgos de la cuenta, como sería lanzar al aire el crédito de su mandato para que lo bateen como una pelota de trapo? De ninguna manera. La tardía convocatoria de los medios crea un escenario que con habilidades puede usar a su favor. Si la calle entró al negocio, el negocio debe ser un poco como lo entiende la calle...    

COMENTARIOS 4
Comentó: LosReyes
De: República Dominicana
Ya quisieran muchos "comunicadores" que el presidente sea un parlanchín al estilo Hipólito para tener material con que alimentar sus chismes. El pueblo lo eligió para que ejecute su programa de trabajo y es lo que está haciendo sin desviarse ni hacer caso a los chismosos.
21 Feb 2013 10:15 AM
Reportar como inapropiado
Comentó: LosReyes
De: República Dominicana
¿A favor de quién escribe Orlando? El presidente trata de resolver un problema que nadie se ha atrevido a enfrentar y en este artículo Orlando lo regaña en vez de reconocer su valentía. Si la prensa está a favor del pueblo y quiere ayudar, debió publicar una lista con los nombres y cantidad de tareas que poseen quienes se robaron Bahía de las Águilas.
21 Feb 2013 10:36 AM
Reportar como inapropiado
Comentó: Adrix
De: República Dominicana
ORLANDO: Dejas en la boca la sensación que el presidente Medina es un blandengue que no sabe por dónde le entra el agua al coco. El dijo a los directores que había algunas cosas que no sabía. Nadie lo puede culpar de ello. Lo que si nos interesa es saber si después actuara acorde con lo aprendido.
21 Feb 2013 11:05 AM
Reportar como inapropiado
Comentó: arodri9
De: República Dominicana
Hay personas que no quieren entender el mensaje de el periodista, creo que Orlando hace su trabajo y lo que tenemos que hacer es ver a quien beneficia. En este caso es el propio presidente quien se beneficia pues puede tomarse mas tiempo y dilucidar el problema mejor!
21 Feb 2013 9:50 PM
Reportar como inapropiado
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario Contraseña