Listin Diario
23 Agosto 2014, Santo Domingo, República Dominicana, actualizado a las 1:18 AM
Puntos de vista 11 Febrero 2013
Comentarios 2 - último digitado en 11 Feb a las 1:52 PM
Tamaño texto
En el PRD, antes que mediación, deberían pedir la extremaunción
Compartir este artículo
Orlando Gil
orlandogil@claro.net.do

NO SON ELLOS.- El problema del PRD ya parece que no es Miguel Vargas ni Hipólito Mejía, sino los perredeístas que se afilian a una y otra tendencia. Si Vargas y Mejía se sintieran solos, sin nadie detrás, de seguro que cederían en sus posiciones. Sin embargo, la situación es otra, y aunque es realidad, hay que suponerla ficción. Al igual que en el cuento La Mancha Indeleble de Juan Bosch, se quitaron la cabeza y la entregaron como ofrenda de militancia ciega, de subordinación animal. Desde fuera intriga. ¿Qué representa Mejía para que una parte del PRD (grande, pequeña, no importa)  lo siga como si se tratara de una nueva religión? Igual puede preguntarse sobre Vargas. Aunque sin lugar a dudas las  respuestas dejarán mucho que desear. Ninguno de los dos son excepcionales, y la posible razón debiera preocupar: Son los únicos bueyes en condiciones de arar. Luis Abinader tuvo la oportunidad de ser la diferencia, pero la nobleza por un lado y el respeto por el otro lo convierten en un reo de Mejía. Pudo zafarse con disimulo, pero vio que los riesgos eran más que los beneficiosÖ

LOS NÚMEROS.- Ese sentirse apoyado por una parte del PRD, que cada cual lo pone del tamaño que le conviene, los lleva a asumir posiciones irreductibles. Hay que suponer lo que significa que Hipólito Mejía se guarezca en una encuesta de Ana María Acevedo, que es la oficial del partido, cuando tiene bajo contrato al Centro Económico del Cibao. Acevedo es una profesional, pero los perredeístas, que son perversos entre ellos, aceptan sus números con una sonrisa más ladina que sincera. Mejía cuenta entre sus virtudes políticas que no sale a navegar si no tiene brújula propia. Siempre tiene a manos diferentes mediciones y hechas por firmas diversas. ¿Por qué ahora Acevedo y no Leonardo Aguilera? Una pata menos. Los seguidores de Vargas, que dicen conocer los procedimientos de Acevedo, le hacen una mala jugada. Confrontan su estudio con sondeos de Gallup y Penn and Schoen, y ahí no hay manera. Queda mejor que el Mariachi Vargas tocando en la región mejicana de Tecalitlán. Cada acción tiene su consiguiente reacción...

EFECTO DIATRIBA.- Hipólito Mejía y sus seguidores creen tener de su lado a todos los perredeístas hasta que llegan donde Miguel Vargas y los suyos se encuentran atrincherados. La diatriba cumple su cometido, y no hay dudas de que la campaña contra Vargas tuvo su resultado, por lo menos en cuanto a su alianza con Leonel Fernández. Es un invento, pero tan bien manipulado que es la única verdad de ese bando. Conocen bien a sus compañeros, puesto que de ahí la indignación y la ira de muchos perredeístas. Vargas no advirtió a tiempo ese daño, no le salió a tiempo, y tiene que jugar con las gradas en contra. Ahora, es el dueño del play, y eso para Mejía es nada, pero para Vargas lo es todo. La gente de Mejía lo tomó a las malas, y no le quedó de otra que devolverlo, pues sin la ley de dentro y de fuera a su favor, no le sirve de nada. Es más, lo perjudicó, ya que se conoció su talante violento y se le vio actuar con  descaro. Vargas, en vez de amedrentarse, se mantiene en sus trece de cerrar todos los caminos de avenimiento. No perdona ni olvida el Domingo Negro, y al contrario, procede en justicia contra los asaltantes...     

¿FUERTE DE QUÉ?.- La fortaleza del grupo de Hipólito Mejía queda en entredicho cuando anda desesperado buscando mediaciones. La que sea: Temporal o divina. Solo que se pierde en su frenesí, e incluso da la sensación de relajo. La carta de Martín Torrijos ¿de quién fue la idea? Nadie asume ese error. Además ¿Cómo pensar en la vicepresidencia regional si se busca la intervención de la presidencia de la Internacional? Tampoco pueden darse tantas mediaciones al mismo tiempo. ¿O es griega, o es dominicana? Si el ex primer ministro George A. Papandreou dice que si ¿qué se hará con Nicolás de Jesús Cardenal López Rodríguez? ¿Merece que se le deje en la estacada? Prudente, cauto, y hasta distante, no sale corriendo a la primera llamada. Ni a la segunda. Y hace bien. Por ejemplo, la carta de los expresidentes. Son diez, y son muchos, pero no debe dejarse sorprender. Ese consejo de ancianos pudo mediar por sí mismo, pero no tiene autoridad, pues sus miembros son parte del problema. Andan uniformados, con bates en las manos y  con uno de los equipos. Antes que mediación, debieran pedir la extremaunción... 

COMENTARIOS 2
Comentó: t0rmenta
De: Estados Unidos
Para ti, los ancianos deben morirse de hambre o ponerlos en una camara de gas y acabar con todos,. pero, muy acomodaticio, solo , los que estan en el PRD,. que bueno , y llamarse periodista serio
11 Feb 2013 9:20 AM
Reportar como inapropiado
Comentó: ELFANTASMA
De: Estados Unidos
Bueno Orlando, mas que la extremauncion yo pienso que deben guardarle los nueve dias. Porque el dia que Hipolito y su grupo asalto la Casa Nacional debe recordarse como el "18 de Brumario" de el PRD.
11 Feb 2013 1:52 PM
Reportar como inapropiado
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario Contraseña