Listin Diario
28 Agosto 2014, Santo Domingo, República Dominicana, actualizado a las 6:06 PM
El tenista dominicano Víctor Estrella pierde 6-4 segundo set frente a Borna Coric en la segunda ronda del USA Open
Puntos de vista 6 Enero 2013
0 Comentarios
Tamaño texto
Sobresaltos con Haití 
Compartir este artículo
Manuel Fermín

Haití ha sido tierra fértil en acontecimientos tristes desde los inicios de su formación como “Estado”, pero de buena parte de estos avatares haitianos la República Dominicana ha hecho asunción de ellos con riesgos excesivos para su existencia como nación. Y lo curioso de todo esto es, que sólo los gobernantes de férrea conducción del poder han hecho conciencia de ello. A pesar de que las razones han sido de orden políticas “evitar el territorio como refugio de sus enemigos”, tampoco puede negarse que han tenido un alto grado de conocimientos y experiencias, y un alto rigor en apreciar las incompatibilidades y conflictos de estos dos pueblos tan cercanos geográficamente y tan distantes culturalmente.

Pero resulta inaceptable que nuestros gobernantes y dirigentes de la democracia no hayan depurado responsabilidades y explicado el duro destino que nos espera a medida que los haitianos se le agravan sus problemas. Haití tiene muchos defensores, pero pocos amigos.

En su libro “Haití y los Intereses Nacionales”, Pelegrin Castillo pone el dedo en la llaga cuando exige al liderazgo nacional que asuma una posición responsable en relación al problema haitiano. Nuestros gobiernos han consagrado la abdicación a toda política laboral y migratoria. Y no pueden culpar el pasado, pues sería carencia de criterios asirse a este argumento.

Hay que reconocer de la importancia que arrastramos para maniobrar con decisiones soberanas con respeto a la frontera, pues lo cierto es que la soberanía nacional en esa zona a la nueva usanza hace décadas que dejó de existir. La única frontera del mundo que no debe ser frontera es la nuestra con Haití. En Centroamérica se pelea por metros cuadrados de territorio, pero si lo invoca el país se entiende como un razonamiento meramente xenófobo. Es decir, siempre los problemas que de forma pendular tenemos con los haitianos quedamos en débil defensa ante sus defensores.

Pienso que nuestro país está ciertamente en una situación difícil con respeto a Haití, y lo más lógico es que nos aboquemos a exigir a la comunidad internacional su cuota de responsabilidad.

Insisto, y es cierto: los gobernantes de la democracia nos gobiernan con muy poca visión del Estado dominicano que deseamos con respecto al Estado haitiano que nos toca develar como esmeradamente disfrazado de víctima. Insidiosamente se ha querido configurar una memoria histórica maniquea en la cual las truculencias del trujillato se conviertan en opresión causada por el pueblo dominicano. Y esto hay que denunciarlo claro y alto: con este victimismo nos chantajean ante el mundo y resulta que es falso presentar permanentemente la República Dominicana como el causante de sus constantes desgracias. Lo más reciente: la Corte Interamericana de Derechos Humanos, con fallos desalentadores, como era de esperarse, dado que, es difícil que se corrija tan injusto desequilibrio.

Mientras en el pasado nos desprendimos del Derecho para darle paso al Hecho (utis possidetis) con respeto al territorio, también acogemos millones de indocumentados que exigen “derechos a nacionalidad”, para asumir  nuestro destino como nación. Así hemos llegado a ganarnos el calificativo de insolidarios, temeridad propia de patronazgos internacionales que han adoptado como verdad una falacia, ignorando que las perspectivas históricas nos definen siempre como dos pueblos condenados a vivir como vecinos, pero no revueltos. Sí han logrado estos “patronos del crédito y las dádivas” una suerte de reino perdurable de colaboradores locales, haciéndose cada vez más sensacionalistas y llevando a primera plana estas “reacciones en contra del país”. 

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario Contraseña