http://images2.listindiario.com/image/article/422/680x460/0/AA80E415-5F2E-4D40-A4D3-C377FC881494.jpeg
La Vida 20 Febrero 2013
0 Comentarios
Tamaño texto
MÁS QUE FUENTE DE EMPLEO
Ruta Don Julio por el estado del tequila
SOLO EN ESA REGIÓN PUEDE SEMBRARSE Y PRODUCIRSE ESTE DESTILADO
  • La industria tequilera genera miles de empleos en México y el 80% de ellos en el campo, según las cifras del Consejo Regulador de Tequila.
Compartir este artículo
Grisbel Medina R.
grisbel.medina@listindiario.com
Guadalajara, México

A Enrique de Colsa le brota el placer cuando ofrece una Margarita o un traguito de tequila sin asomo de mezcla. Y las pupilas le suelen brillar cuando explica los componentes de una y otra variedad, sea en el salón de la fábrica o en el restaurant Corazón de Alcachofa donde, rodeado de velas y botellas anchas de tequila Don Julio, ocurrió la bienvenida a la arborizada ciudad de Guadalajara, capital del estado de Jalisco en México.

El maestro destilero es muy consciente del compromiso que sus hombros sostienen desde hace tiempo. Dirige una marca con 70 años de calidad e historia, lo cual honra con el mismo respeto que ve en la gente cuando advierten el símbolo de Don Julio en su camisa. “Es un emblema mexicano. Este es el rostro de mucho trabajo, pasión y esfuerzo. Es el gusto de saber que lo que hacemos representa la labor y dedicación de mucha gente”, repite cada vez que tiene oportunidad.

El año pasado falleció Don Julio González, fundador del tequila que lleva su nombre. Durante décadas, Enrique de Colsa estuvo a su lado, sorbiendo la honestidad en los hábitos primigenios de elaboración del destilado que dibuja con esmero y sobrado color la cultura mexicana. Es ingeniero industrial y diseñó la botella de vidrio soplado a mano y el tapón de madera que identifica el Tequila Don Julio. Preservar la herencia de calidad absoluta y cultura organizacional apoyada en el orden, respeto, el amor por lo que se hace, son tareas que se toma en serio.

¡Comienza la ruta!
A su lado y por invitación de Diageo, compañía de fabricación y comercialización de bebidas alcohólicas con presencia mundial, surcamos llanuras y montañas tapizadas de azul, hasta llegar al campo de tierra rojiza donde está sembrado el agave, la planta que es materia prima del tequila Don Julio. La hortaliza de pencas es azul y de ella se extrae la fibra que luego es azúcar, más tarde alcohol, al cumplir los respetados procesos de fermentación con levadura del destilado.

El sol agujea la piel. Grisel Vargas García, vocera de Tequila Don Julio, entrega  sombreros para cubrirse en un terreno con cultivo de siete años. Don Julio tiene ocho millones de plantas sembradas en tres mil hectáreas. La planta de agave dura años para madurar y luego ser cortada. La norma es cinco años, pero en Don Julio, testimonia Enrique de Colsa, prefieren durar mucho más para garantizar propiedades inmejorables. “La polinización entre plantas femeninas ñlas más grandes- y masculinas, aporta calidad en siembras futuras. La labranza es orgánica, no tiene fertilizantes”, expone Grisel Vargas García, al lado del jimador Pedro Chávez, quien doma la polea para quitar las pencas y dejar redondita la piña del agave, la cual llega pesar hasta sesenta kilos. En el grupo de periodistas y editores de periódicos y revistas invitados por Diageo, hubo un par de valientes que se atrevieron a sostener la polea para arrancar par de pencas al agave. Luego, al aire libre, Rosario Camacho y Elena Aguirre sirvieron tacos de pollo, chile poblado de queso, frijoles y pico de gallo. ¿Picante? ¡Pues claro!  

La Primavera, la fábrica
Pintada de amarillo y al estilo de hacienda mexicana es la planta de fabricación de Don Julio en la comunidad La Primavera. En este lugar, Don Julio González comenzó a labrar su historia de fabricante en 1942 y la destilería que visitamos fue la segunda que abrió en 1949  para seguir elaborando su tequila.

Siguiendo a Enrique se comprende por qué las piñas del agave se cortan en dos para hacer la pieza manejable. Por cada turno, en la fábrica, cortan sesenta toneladas de agave, luego del visto bueno de los supervisores. Con permiso de sus ejecutivos, curioseamos por los 18 hornos donde se cuece el fruto. Limpias al extremo son las áreas certificadas por el Consejo Regulador de Tequila, organismo que vela por el cumplimiento de las reglas en torno al producto e industria que genera miles de empleos y solo en el 2011 propició que México exportara más de 70 millones de litros de tequila, entre los estilos reposado, joven, añejo y blanco.

En Tequila Don Julio, la levadura o el hongo microscópico que convierte el azúcar en alcohol, es propia. Se alimenta y conserva en laboratorio para garantizar el sabor. Con orgullo y entre los tanques en ebullición, Enrique de Colsa asegura que observan y respetan la fórmula original de Don Julio González, pero con más tecnología. Y hace un aparte para que echemos la vista al laboratorio donde se idean y preservan las recetas del destilado que se saborea en cercanas y súper remotas mesas, barras y estancias de la bolita del mundo.  

Hubo una cata magistral regida por el maestro destilero mexicano: probamos el tequila Don Julio blanco.

CARACTERÍSTICAS QUE IDENTIFICAN LA BEBIDA
 -Variantes:
Tequila Don Julio se vende en estilo Don Julio Blanco, Don Julio Reposado, Don Julio Añejo, Don Julio 1942 y Don Julio Real.

-Regulación: El Tequila es una denominación de origen propiedad de México. Por ley, todo el tequila debe estar hecho a base de agave y tampoco puede plantarse en todas las regiones de México.

Don Julio: Es una casa tequilera cuyos campos están ubicados en el poblado de Atotonilco, en Jalisco. Su reconocimiento nacional e internacional es admirable. Es una marca que significa calidad y genera mucho respeto. La pasión de su gente, el entusiasmo y cuidado en la fabricación, el orgullo al servirlo y la responsabilidad en cada proceso es palpable y trasciende.

-¿Qué es el tequila? Destilado originario del municipio de Tequila en el estado de Jalisco, México. Se logra luego de fermentar y destilar el jugo que se extrae de la planta de agave azul. Es la bebida más famosa y representativa de México en todo el mundo. Y para llamarse tequila, debe elaborarse allí y contener al menos el 51 por ciento de agave.

La visita: El recorrido de medios de Tequila Don Julio incluyó una visita al Colegio Gastronómico Internacional de Guadalajara, una sesión de cocina interactiva y recorrido por el mercado y centro artesanal de Tlaquepaque. También cenas en Corazón de Alcachofa, Santo Coyote y Quinta Real con mariachi incluido, aparte de conocer los campos Don Julio y almorzar con jimadores al aire libre.

Anfitriones: La delegación de Diageo fue guiada por Stuart Kirby, director de Relaciones Públicas de la empresa que comercializa bebidas en el ámbito mundial. Integraron el grupo de anfitriones Larry Head, Jorge Espinoza, Pablo Naumann, Enrique de Colsa, Janelle Prieto y Grisel Vargas García.  

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario Contraseña