La República 23 Febrero 2013
0 Comentarios
Tamaño texto
DNCD
RD extradita a un dominicano y un canadiense hacia EEUU implicados en bandas de narcos
AMBOS ACUSADOS FUERON SACADOS DEL PAÍS POR EL AILA
  • Emerson Daniel Guzmán, apodado El Flaco y/o Charlie.
Santo Domingo

Un dominicano y una canadiense fueron entregados en extradición a la justicia de Estados Unidos para que sean juzgados en tribunales diferentes de Nueva York, donde enfrentan presuntos cargos por narcotráfico, lavado de activos y fraude, informó hoy la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD).

Los imputados son Emerson Daniel Guzmán, apodado El Flaco y/o Charlie, y Janice Pemberton, también conocida por los nombres Samanta Carson, Janice Pemberton-Gruman y Samanta Parker. De acuerdo al informe, el primero está implicado en una red que distribuía cocaína a Nueva York, entre otras ciudades vecinas.

La extranjera, detenida en septiembre de 2012 durante una operación dirigida por oficiales de la Policía y la Interpol, será juzgada por “cometer fraude mediante transferencia bancaria, a través de la conexión de telemercadeo, en perjuicio de al menos diez personas en edades por encima de los 55 años”, lo que hacía junto a otras personas.

Ambos acusados fueron sacados del país por el Aeropuerto Internacional Las Américas (AILA), en el vuelo 488 de Delta Airlines, terminal donde fueron entregados a oficiales del Buró Federal de Investigaciones (FBI), dijo el organismo. 

Emerson Daniel Guzmán será procesado por cargos de conspiración para distribuir heroína y cocaína, además de posesión de los citados narcóticos”.

Según la DNCD, Guzmán figuraba desde hace tiempo en la lista de personas más buscadas por él FBI, debido a que está entre un grupo de personas requeridas por la justicia de Nueva York para que respondan cargos por presuntamente haber defraudado el sistema de seguridad estadounidense. 

Sobre la situación de la canadiense, Lebrón indicó “victimizó a muchas personas mayores de 55 años e incitó a otros cómplices para que hagan lo mismo”, a los fines de obtener altas sumas de manera fraudulenta y posteriormente lavarlos. Su caso fue trabajado directamente por la policía, la oficina local del FBI y la Procuraduría.

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario Contraseña    
 
 
Más en La República