Listin Diario Logo
10 de diciembre 2016, actualizado a las 12:35 p.m.
Suscribete al Listin Diario - News Letter
*
Santo Domingo
Clima Actual24ºC32ºC
Editorial miércoles, 19 de octubre de 2016
0 Comentarios

Otra niña asesinada

Otra niña, Arinely Santana Amancio, de siete años de edad, fue raptada y asesinada en la comunidad de Vallejuelo, San Juan de la Maguana, y este crimen añade una nota preocupante al fenómeno de las desapariciones misteriosas de menores en los últimos meses, de las cuales ha dado cuenta el LISTÍN DIARIO en distintas publicaciones.

Las autoridades hallaron solo sus huesos dentro de un saco de nylon en un cañada del paraje El Guayabo, a poca distancia de su casa, y el legista actuante dijo que no aparecieron sus órganos.

El Procurador General de la República ha informado que una pareja de esposos, acusada por la madre de la niña malograda del rapto y asesinato, guarda prisión preventiva en San Juan de la Maguana.

¿Qué razones primaron en este crimen? El deber de la justicia es esclarecerlo, porque al parecer no medió solicitud de pago de rescate.

En un ambiente cargado de preocupaciones por la seguridad e integridad de los niños, dados los recientes casos de intentos fallidos de secuestros en dos provincias de la región Este del país, se hace más que necesario que las autoridades expliquen por qué el cadáver de la niña Arinely, a solo un mes de la desaparición, estaba desprovisto de órganos.

Dos meses atrás las autoridades hallaron las osamentas de la niña Carla Massiel Cabrera, de 10 años de edad, quien había sido secuestrada en junio del 2015 en un paraje de Pedro Brand.

Uno de los acusados del crimen dijo que a la niña le extrajeron sus órganos y tanto él como gente del vecindario afirman que en la zona donde apareció Carla Massiel “hay más restos” de niños dados por desaparecidos.

Estas versiones tienen que ser investigadas y jamás soslayadas porque, de repetirse el patrón de Carla Massiel como al parecer ha ocurrido en el caso de la niña Arinely Santana Amancio, estaríamos en las pistas de algún macabro sistema de secuestros y extracción de órganos de niños, experiencias que se han registrado en otros países y que nadie puede descartar así por así.

Para que se comprenda la envergadura del problema, todavía el ministerio público mantiene abierta la investigación del caso Carla Massiel, aun habiendo establecido con estudios forenses que los restos eran los suyos y que ya Carla Massiel reposa en su tumba definitiva.

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario
Contraseña
Descubre