Listin Diario
21 Octubre 2014, Santo Domingo, República Dominicana, actualizado a las 10:44 AM
Editorial 16 Noviembre 2012
0 Comentarios
Tamaño texto
Advertencias a los fiscales
Compartir este artículo

El Procurador General de la República, doctor Francisco Domínguez Brito, ha hecho una oportuna advertencia a los fiscales del país para que no se descuiden en la conclusión de las investigaciones de los casos puestos bajo su responsabilidad.

Resulta que si se vencen los plazos de dichas investigaciones sin que los fiscales presenten conclusiones, los casos criminales de los que han sido apoderados pueden “caerse”, como se dice en el argot popular, en los tribunales.

En prevención de que la inobservancia de este requisito pudiera convertirse en una práctica recurrente, sea por expresa intención (lo cual sería gravísimo) o por displicencia en realizar una investigación con todas las de la ley, tanto el procurador general, Domínguez Brito, como la fiscal del Distrito Nacional, han dicho que sancionarán ñinclusive con la destituciónñ a los fiscales que sean negligentes en este sentido.

No sólo por el hecho de quedar incompleta o inconclusa una investigación judicial se han salido con las suyas varios delincuentes peligrosos, sino que a causa de expedientes mal instrumentados o por la ausencia de representantes del ministerio público en algunos juicios, o por la no presentación de pruebas confiables para demostrar los delitos, muchos imputados logran salir de la cárcel (o no entrar en ella), burlándose así de la justicia dominicana.

Entendemos que estas advertencias son útiles y necesarias para recordar al ministerio público el grave y crucial rol que juega en la defensa de la sociedad frente al incremento de las violaciones legales, los crímenes, atracos, abusos y otros desmanes que se quedan sin sanción, es decir, impunes, porque en alguna parte de su engranaje ha fallado la justicia.

En el caso concreto del Procurador, éste ha pedido a los fiscales que se cuiden de no exceder el plazo de 35 días para la presentación del acto conclusivo en los casos de violencia contra la mujer, que ya ha adquirido la connotación de una epidemia en el país, con toda su secuela de muertes, traumas y desamparos que verdaderamente causan profunda inquietud y dolor a toda la sociedad.

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario Contraseña    
 
 
Más en Editorial