http://images2.listindiario.com/image/article/401/680x460/0/063E5FEB-5DBE-4223-ADB2-2DC62855EEA1.jpeg
Listin Diario
25 Octubre 2014, Santo Domingo, República Dominicana, actualizado a las 9:42 PM
Economía & Negocios 12 Noviembre 2012
Comentarios 1 - último digitado en 12 Nov a las 1:07 PM
Tamaño texto
PYMES POR LAS GENERACIONES

Una empresa familiar que busca permanecer

AUTO ADORNOS EL CENTRO INICIÓ UN PROCESO DE PROFUNDA REFORMA
  • Integración. José Collado junto a su esposa Yoselín, su hermana Mary Collado y su hijo Omar Collado en su establecimiento de la calle Duarte de Moca.

Compartir este artículo
Windler Soto
Moca, Espaillat

A sus 24 años, José Collado decidió iniciar su propio negocio, un lavadero de vehículos que en ese momento se convertía en su principal fuente de ingresos para mantenerse junto a su hermana Mary, allí, en su natal Moca. 

Hoy, a sus 52 años, su pequeño proyecto representa la fuente de sustento de unos 25 mocanos que forman parte del ya reconocido Auto Adornos El Centro, cuya permanencia a través de las generaciones se erige como su principal reto futuro.

“Mi hermano mayor me planteó la idea de empezar un negocito de lavar vehículos, cambiar aceite, entre otras cosas, en un solar que él tenía a unas cuadras de aquí”, recuerda el señor Collado. 

En ese solar de la emblemática calle Duarte de Moca comenzó su historia como empresario. 

También con la financiación de su hermano, don José levantó una sencilla estructura compuesta por un área de operaciones, una pequeña oficina y una cafetería. Para ello se invirtieron cerca de RD$6,000 que fueron recuperados gracias al rápido crecimiento que experimentaba el negocio. A los pocos años, el crecimiento de su negocio les empujó a cambiar de local. 

Al cabo de unos cinco años tuvieron que volver a cambiar de centro de operaciones. Fue de esa manera que llegaron al lugar donde se encuentran hoy, en la intersección de las calles Duarte y Córdova. 

Los inicios del negocio fueron simples. Al principio se dedicaban a brindar los servicios de lavado y cambio de aceites de vehículos. Desde hace unos 16 años eliminaron el lavado de vehículos y se concentraron en el cambio de lubricantes,  baterías, neumáticos, accesorios y otros servicios complementarios.  “Hemos seguido en la línea de lo automotriz”, comenta Collado. 

Auto Adornos El Centro ha tenido un impacto incuestionable en las vidas de la familia Collado, pues les ha servido como fuente de empleo o como el lugar idóneo para que los jóvenes de la familia den sus primeros pasos en la vida laboral. Con evidente añoranza, don José cuenta las experiencias que múltiples de sus sobrinos han adquirido en su ya próspero negocio. 

“Algunos han podido pagar su universidad, otros compran su vehículo”, dice con satisfacción, con la satisfacción de que su proyecto ha contribuido a la integración familiar. “Esto ha sido una empresa familiar desde el principio. Yo comencé con mi hermana y todavía ella está conmigo”. 

Desde inicios de este año, Auto Adornos El Centro ha recibido la asesoría de la Asociación de Industriales de la Región Norte y el Banco Interamericano de Dasarrollo, con el fin de sentar las bases para que el negocio familiar adquiera un carácter más formal y organizado. De esta manera se pretende garantizar la permanencia de la empresa a través del tiempo. 

Ahora el negocio cuenta con un consejo de administración que se reúne semanalmente, un consejo de accionistas (una junta directiva), un consejo familiar que distribuye diferentes funciones para cada uno de sus miembros. “Lo que ha planteado Airen y el Banco Interamericano es un reforzamiento del negocio, de nuestra empresa. Hoy le hemos dado un cierto formalismo”. 

Los efectos del establecimiento de esta nueva estructura organizacional han sido evidentes. Ahora el señor Collado se siente más descansado y vislumbra la posibilidad de irse retirando paulatinamente hacia una de sus más antiguas aficiones: la pintura. 

Su confianza en las nuevas reformas es evidente, pues no duda ni por un segundo en la continuidad de la empresa, si él o su esposa llegan a faltar.

Con tristeza reconoce que muchas empresas de la zona han dejado de funcionar porque no son capaces de sobrevivir a los cambios de mando o no hay un relevo comprometido con la visión de negocio que se ha adoptado. 

El consejo de administración se reúne semanalmente, un consejo más ampliado que se reúne cada seis meses y un consejo de accionistas que se reúne una vez por año. (Los accionistas con los familiares).

“Todo cambió. Ahora mismo la empresa está trabajando  en un cambio de imagen corporativa. Estamos haciendo las reuniones semanales con informes económicos”. Además han cambiado sus métodos de manejo financiero, con una gestión más clara y eficiente de sus cuentas.

Los cambios que ha traído el proyecto son definidos como significativos e importantes, pues su deseo era iniciar una gestión empresarial más formal y sistemática que les permitiese superar dificultades propias de una empresa familiar sin la debida administración.

Auto Adornos El Centro ha logrado ser un ícono dentro de su comunidad. El señor Collado comenta que la gente ha logrado identificarse y familiarizarse con su negocio, debido a la calidez que allí se percibe. Segunda generación

Estadísticas de la Asociación de Industriales de la Región Norte revelan que solo el 30% de las empresas de carácter familiar alcanzan la segunda generación y 15% la tercera. Pequeños y medianos

Entre el 70% y 90% de las empresas de cualquier país pertenecen al renglón de pequeñas y medianas empresas, generando cerca de 75% del empleo privado, según la Airen. 

Valores
Collado es el menor de una familia de ocho hermanos. Su madre quedó viuda cuando él tenía apenas nueve años, por ello su hermano mayor se convirtió en el sostén de su casa. Es precisamente ese hermano quien le motiva a iniciar el negocio de lavado de vehículos en su terreno. 

Don José define a su padre como un hombre trabajador. De sus padres puede decir que eran ejemplares, con fuertes valores familiares, lo que ha beneficiado a toda la familia. 

Planes para el futuro 
Ya en esta etapa de su vida Collado piensa en las posibilidades que podría reportarle el hecho de que su empresa no dependa tanto de él. “Ya estoy mirando una ventana de oportunidades”. Y no es para menos, pues hasta podría dedicar más tiempo a la pintura, su pasión de toda la vida: la pintura. Ahora se siente satisfecho cuando piensa en que su negocio seguirá en el tiempo.

COMENTARIOS 1
Comentó: Logos
De: República Dominicana
Felicitaciones por su oerseverancia y disciplina le auguramos mucho exito.
12 Nov 2012 1:07 PM
Reportar como inapropiado
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario Contraseña    
 
 
Más en Economía & Negocios