02 de junio 2015, Santo Domingo, República Dominicana, actualizado a las 01:24 AM
 
*
Santo Domingo
23ºC31ºC
Puntos de vista domingo, 30 de diciembre de 2012
0 Comentarios
Tamaño texto

CON MIS OJOS

Bien terminar para reiniciar 

Compartir este artículo
María Isabel Soldevila

Hay que sobrevivir el 31 de diciembre para poder emprender todos los proyectos que nos depara el 2013, un año que se anuncia difícil, de grandes retos económicos, políticos y sociales.

¿Qué podemos hacer para que 2013 se convierta en una oportunidad más que en un problema?

Podemos comenzar por no bajar la guardia, y continuar, como sociedad, cada quien desde sus espacios, reclamanto más justicia social, transparencia y seriedad en los actos del Gobierno, el sector privado y las instituciones no gubernamentales.

Este propósito, sin embargo, se convierte en humo si no asumimos un comportamiento proactivo  y responsable en nuestra vida personal y en sociedad. ¿Con qué cara puede una persona reclamar transparencia cuando engaña al fisco? ¿Cómo se puede atrever alguien a criticar la corrupción cuando paga sobornos o usa su posición para obtener privilegios?

Estos reinicios son oportunidades para calibrar lo que importa en la vida, reenfocar las fuerzas y organizarse.

Algunos propósitos podrían incluir trabajar para que en  nuestro entorno haya cada vez menos discriminación, y abrir nuestras mentes para enfrentar los prejuicios contra las mujeres, las personas con una orientación social diferente y otras minorías, como los inmigrantes, sobre todo los de Haití.

Es un buen  momento para replantearnos la educación que damos a nuestros hijos e hijas y los valores que, no en teoría sino en la práctica, les inculcamos. ¿Cómo pretender que sean corteses si nunca decimos por favor ni gracias? ¿Cómo aspirar a que no sean violentos si les gritamos y les pegamos? ¿Cómo desear que sean ciudadanos respetuosos de la ley si nos pasamos en rojo o circulamos en vía contraria?

El año se acerca lleno de posibilidades de pasar de la teoría a la acción. De pensar menos en el cariño que tenemos por alguien e ir a abrazarle; de sembrar árboles, involucrarse en una obra benéfica, estudiar de nuevo, hacer deporte, sumarse a los planes de alfabetización, ahorrar -aunque parezca imposible-, bailar, cantar, soltarse el pelo y ser cada vez un poco más auténicos, más auténticas... más libres.

Que 2013 nos llegue con fuerzas para ser cada vez mejores personas.

Recomendar este articulo por:
COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario
Contraseña